Tag: Marketing Digital

métricas-video-marketing
El video hoy en día es uno de los recursos más utilizados en marketing digital. Su auge recae en la rapidez con la que se puede transmitir un mensaje o idea con un gran impacto. Es por ello que muchas marcas optan por establecer estrategias de video marketing en Internet para ganar notoriedad, generar engagement, obtener tráfico o mejorar el feedback con los consumidores.

Como en anteriores publicaciones hemos comentado, antes de lanzar una campaña de marketing digital debemos definir bien los objetivos que queremos alcanzar. En este caso, saber cuál va a ser nuestro fin con el lanzamiento de una campaña de video marketing (ganar notoriedad, generar engagement…). De este modo, podremos organizar y planificar nuestra estrategia, elegir qué canales utilizar, cuándo lanzar la campaña, a qué tipo de consumidor queremos llegar, etc. Una vez tengamos claro los objetivos y la estrategia, sabremos identificar qué métricas en video marketing son las más relevantes para la evaluación de dicha planificación.

Pero, ¿qué métricas suelen ser las más relevantes en video marketing? A continuación, exponemos una serie de métricas KPI que nos ayudaran al análisis de la estrategia de video marketing según la red social que se utilice para ello. Desde la red social Youtube, que solo se basa en publicaciones con formato vídeo; hasta a aquellas redes sociales, como Facebook e Instagram, que permiten tanto escribir publicaciones, publicar imágenes estáticas como subir vídeos. Aunque cada red social ofrece su propio sistema estadístico, debemos destacar el sistema “Analytics” de la plataforma Youtube, ya que es una de la más completa y exhaustiva en cuanto a análisis de datos se refiere.

1. MÉTRICAS EN YOUTUBE

Como Youtube Analytics ofrece una gran variedad de métricas y datos estadísticos comparativos de los vídeos publicados, en este post sólo atenderemos a las métricas que consideramos de gran relevancia para evaluar nuestras acciones en esta red social.

Para acceder a Youtube Analytics es tan sencillo como tan solo pinchar en el dato “visualizaciones” en “Mi canal” de Youtube. La pantalla de inicio es muy similar a la interfaz de Google Analytics pero mucho más sencilla. Podrás ver un menú vertical a la izquierda de la pantalla donde aparecen el desglose de información disponible en Youtube Analytics.

Metricas youtube

Las métricas más relevantes de Yotube Analytics:

  1. Tiempo de visualización: minutos totales estimados de visualización de tu contenido por parte de tu audiencia
  2. Visualizaciones: visualizaciones totales según la región, el periodo y otros filtros seleccionado
  3. Duración media de las reproducciones: media estimada de minutos vistos por reproducción según el contenido, el periodo, la región y otros filtros seleccionados
  4. Número de me gusta
  5. Numero de no me gusta
  6. Número de comentarios
  7. Número de veces compartido
  8. Vídeos en lista de reproducción: número de veces que tus vídeos se han incluido en listas de reproducción de espectadores (favoritos incluidos) teniendo en cuenta el periodo, la región y otros filtros seleccionados. Equivale a los vídeos añadidos menos los eliminados
  9. Ranking de vídeos más populares: por tiempo de visualización, por número de visualizaciones, por numero de me gusta y por número de comentarios

En las estadísticas de Youtube podemos elegir entre diversos intervalos de tiempo para visualizar los datos, desde las últimas 24 horas hasta filtrar por días, semanas, meses y años anteriores a la fecha de consulta. Para mayor información, puedes acceder a los conceptos básicos sobre Analytics de Youtube; o si quieres conocer cuáles son las estrategias más importantes para medir tu rendimiento con YouTube Analytics, visita este enlace.

2. MÉTRICAS EN VÍDEOS DE FACEBOOK

Facebook posee un apartado de métricas específicas para este formato de contenido. Conocer estas métricas es importante para saber si nuestros vídeos están teniendo éxito. Por este motivo, vamos a ver cómo usar las estadísticas de los vídeos en Facebook. Para ello, dentro del menú horizontal superior de la página que administramos, debemos acceder al apartado “Estadísticas”. Luego, entrar en la sección “Videos” ubicado en el menú vertical de la izquierda.

Metricas facebook videos

¿Qué datos ofrece Facebook? Por defecto, en primer lugar, Facebook ofrece en esta primera página los datos del día (“Hoy”). Primero, debemos seleccionar y en elegir qué filtraje de fecha queremos que nos muestre Facebook. Podemos elegir entre: el mismo día de consulta (“Hoy”), el día anterior (“Ayer”), la última semana, dos semanas atrás, las tres semanas últimas, un mes u otro periodo personalizado.

Una vez seleccionado el periodo de consulta, Facebook nos ofrece dos grande apartados:

  1. Rendimiento. Resultado de todos los vídeos dentro del periodo seleccionado en comparación con el periodo anterior (en mismo número de días). Facebook nos ofrece una gráfica evolutiva en el tiempo según los minutos reproducidos o según el número de reproducciones de vídeo.
  2. Vídeos destacados. Ranking de aquellos vídeos que han tenido un mejor rendimiento por minutos reproducidos. En este apartado podemos ver las métricas por cada uno de los vídeos publicados en nuestra página.
  3. Rendimiento de la publicación (vídeo). Los datos estadísticos que nos ofrece son:
    • Minutos reproducidos. Podemos comparar los minutos reproducidos de los vídeos publicados en nuestra página frente a los que han sido compartidos por los usuarios.
    • Reproducciones de vídeo. Existen dos tipos de gráficas comparativas: una, en el que se establecen las reproducciones de vídeos con el sonido activo frente a los videos que poseen el sonido desactivado; y otra, en la que se comparan las reproducciones de los videos de la propiedad de página frente a los compartidos.
    • Reproducciones de 10 segundos. En este apartado se comparan el número de reproducciones de 10 segundos en vídeos con el sonido activado frente a los que no se activan.
    • Tiempo medio de reproducción del vídeo. Aquí podemos averiguar la retención del público y el tiempo medio en las reproducciones automáticas frente a las que se han dado clic para reproducir los videos.
    • Público e interacción:
      • Personas alcanzadas, de forma orgánica o de pago.
      • Espectadores únicos, de forma orgánica o de pago.
      • Interacción con la publicación: reacciones, comentarios y vídeos compartidos.
      • Público con más interacción (estos datos solo serán visibles para publicaciones que hayan alcanzado más de 100 espectadores)
      • Ubicaciones con más interacción (estos datos solo serán visibles para publicaciones que hayan alcanzado más de 100 espectadores)

3. MÉTRICAS EN VÍDEOS DE INSTAGRAM

Desde noviembre de 2016, Instagram posee la funcionalidad de vídeo en Instagram Stories. Por lo que las métricas aquí expuestas tendrán en cuenta tanto aquellas medias (nombre que otorga Instagram a sus publicaciones en la biografía de usuario) como aquellas stories que son en formato vídeo.

estadisticas_Instagram

Las métricas para las medias en formato vídeo son:

  1. Número de reproducciones
  2. Número de me gustas
  3. Número de comentarios
  4. Número de veces guardado: número de cuentas únicas que han guardado la publicación.
  5. Interacción: número de veces que se ha indicado que gusta tu publicación, se ha guardado o se ha comentado.
  6. Impresiones: número total de veces que han visto una publicación
  7. Alcance: número de cuentas únicas que han visto la publicación

Estos datos los ofrece instagram por cada publicación que realices en la red social, bajo el nombre de “ver estadísticas”.

Las métricas para las historias de Instagram en formato vídeo son:

  1. Impresiones: número de veces que se ha vistoe vídeo en tu historia
  2. Alcance: número de cuentas desde las que se ha visto el vídeo en tu historia
  3. Toques para avanzar: número de veces que se ha ocado la historia para ver la foto o vídeo siguiente.
  4. Toques para retroceder: número de veces que se ha tocado la historia para ver la foto o vídeo anterior.
  5. Abandonos: número de veces que alguien ha abandonado tu historia.
  6. Respuestas: número de respuestas al vídeo en tu historia
  7. Número de veces que se ha deslizado el dedo: número de veces que se ha deslizado el dedo en el video para ir a la siguiente historia de la cuenta.

Para acceder a estas métricas, se encuentra en las estadísticas generales de tu perfil en Instagram. A diferencia de las publicaciones en Instagram, las historias sólo podemos ver las estadísticas de las últimas 24 horas, los últimos 7 días o los últimos 14 días.

0

En muchas ocasiones, cuando hablamos de reputación online, aparece el concepto de “análisis de sentimiento” pero, ¿sabemos realmente qué significa? El análisis de sentimiento se refiere a los diferentes métodos de lingüística computacional que ayudan a identificar y extraer información subjetiva del contenido existente en el mundo digital (redes sociales, foros, webs, etc.). Gracias al análisis del sentimiento, podemos ser capaces de extraer un valor tangible y directo, como puede ser determinar si un texto extraído de la red Internet contiene connotaciones positivas o negativas.

El análisis de sentimientos, también conocido como minería de opinión, se trata de una tarea de clasificación masiva de documentos de manera automática, que se centra en catalogar los documentos en función de la connotación positiva o negativa del lenguaje ocupado en el mismo.

Con las redes sociales, los usuarios tienen hoy en día todo tipo de facilidades para mostrar sus opiniones sobre cualquier tema que deseen. Tener constancia sobre las opiniones referentes a una marca o producto y medir su impacto es actualmente de vital importancia para todas las empresas, ya que es tu imagen lo que está en juego.

A toda la información que se recopila de esta forma se le denomina minería de opinión (opinión mining) y gracias a ella, las empresas  tienen una inmediata disponibilidad de la información deseada. Además, la minería de opinión no solo permite responder “qué opinan los internautas sobre su propia marca o producto” sino que facilita,  mediante los medios adecuados, obtener ventajas competitivas en diferentes ámbitos.

Gracias al análisis de sentimiento o minería de opinión podemos recopilar información suficiente para conocer qué piensa o qué opinan los usuarios (o target) en la red Internet.

En las redes sociales y en la red en general se encuentran multitud de textos, en los cuales deben aplicarse subjetividad y no únicamente clasificarlos según su naturaleza o procedencia. Existen dos formas de enfrentarse al análisis de sentimientos: aplicando un enfoque semántica o aplicando un aprendizaje automático (Eugenio Martínez Cámara, Mª Teresa Martín Valdivia, L. Alfonso Ureña).

Análisis del sentimiento_itelligent

Cómo funciona el análisis de sentimiento

  1. Mediante el análisis del sentimiento, queremos lograr entender cuál es la intención exacta de una frase. Saber si se refiere a una marca, a un producto en concreto o a cualquier otro aspecto.
  2. Posteriormente queremos conocer que valoración tiene dicha frase, y para ello se le aplica la denominada polaridad, a través de la cual se clasifica el mensaje en función de la intención que tenga el autor al realizarlo, pudiendo ser este positivo, neutro o negativo. Esto permite controlar el sentimiento de los usuarios respecto a una marca o producto, con lo que obtendremos los puntos fuertes y débiles sobre ello fácilmente.
  3. Para aplicar esta polaridad y posteriormente poder obtener datos concluyentes y predecir comportamientos futuros.
  4. Existen básicamente dos formas de procesar la información obtenida tal como mencionábamos en el punto anterior:
  • El análisis manual suele darse en casos en los que las palabras claves sobre las que se quiere obtener información pueden representar diferentes significados en diferentes ámbitos, por lo que habrá que estar atento e ir clasificando cada texto en su lugar correspondiente. Un buen ejemplo sería una marca o el nombre de una empresa que se llama igual que una ciudad, de este modo se recopilarían multitud de datos que no tienen nada que ver con lo que de verdad se pretende obtener.
  • El análisis de sentimiento automático. Este comienza con el establecimiento de una serie de palabras clave para que cualquier texto que contenga esa palabra o combinación de ellas, quede automáticamente encuadrado en una categoría de una forma previamente definida o descartado directamente. Por ejemplo, mensajes que contengan “No me gusta”, “odio” o “no recomiendo” se clasificarán automáticamente cómo datos negativos. Mientras que, aquellos mensajes que incluyan un “excelente”, “genial” o “perfecto”, quedarán clasificados cómo positivos.

Qué limitaciones posee el análisis de sentimiento automatizado

Exactamente no hay ningún método de combinar correctamente las diferentes palabras a utilizar para que el anáisis de sentimiento sea 100% fiable.

Los sistemas que se limitan a la configuración y extracción de contenido con palabras clave son incapaces de generar resultados satisfactorios de análisis de sentimiento en su totalidad. Esto viene dado por la complejidad del idioma humano. Por ejemplo, ¿cómo le inculcas a un robot la capacidad de definir si una frase es realizada con sarcasmo o no?

Anteriormente hemos mencionado el término “perfecto” cómo un adjetivo positivo pero, dependiendo del contexto, este podría cambiar todo el significado de la frase. De esta manera, podría surgir un mensaje que dijera lo siguiente: “Perfecto mensaje a favor del machismo, os habéis lucido”. Este mensaje debería ir entonces clasificado como negativo.

Por este motivo, muchos algoritmos cometen errores, encontrándose con la imposibilidad de fijar una longitud exacta del comentario o la intención real que lleva una determinada palabra. Es decir, no son capaces de inferir de una valoración exacta de las diferentes relaciones semánticas, y se puede afirmar que actualmente es imposible conseguir un 100% de éxito en este campo.

Sin embargo,  los sistemas de análisis del sentimiento más avanzados son capaces de luchar con estos posibles errores y ofrecer resultados más ajustados.

Cómo son las plataformas para análisis del sentimiento

Es aquí donde entra en juego el aprendizaje automático (machine learning). Este término hace referencia a la creación de sistemas a través de la Inteligencia Artificial,  donde lo que realmente aprende es un algoritmo, el cual supervisa los datos con la intención anteriormente mencionada: poder predecir comportamientos futuros.

Esa cantidad ingente de datos son imposibles de analizar por una persona para sacar conclusiones y menos todavía para hacer predicciones. Los algoritmos, correctamente utilizados, en cambio, sí pueden detectar patrones de comportamiento.

Existen herramientas de monitorización de las redes sociales como NetOpinion que hacen de esta tarea sea sumamente fácil y rápida, por su capacidad de monitorizar en tiempo real y su gestión y procedimientos en la supervisión de los datos.

Análisis de sentimiento con NetOpinion

Normalmente, la estructura utilizada para la organización adecuada de los datos son los árboles binarios, a través de los cuales se pueden establecer los tres patrones de comportamiento ya comentados (positivo, neutro y negativo).  Con esta estructura se van observando comportamientos, y cuando ya se han recopilado una cantidad de datos importante, el algoritmo ofrecerá un tanto por ciento de posibilidad de predecir un comportamiento u otro.

La cantidad de datos que se generan actualmente en las empresas está creciendo a un ritmo impresionante, y obtener información útil y valiosa de ellos supone una ventaja competitiva muy importante respecto a los competidores. Pero, ¿cómo es realmente el proceso?

Se realizan los siguientes pasos:

  1. Filtración de datos. En primer lugar se utilizan las palabras claves para descartar contenido no deseado, y posteriormente se establecen palabras para obtener categorías según su polaridad o su procedencia.
  2. Extracción del contenido. Una vez que pasen el filtro, se elimina el contenido no deseado y se comenzará a trabajar con el contenido de calidad.
  3. Análisis de contenido. Este proceso lo puede realizar el algoritmo o una persona física en sí. Aquí el contenido útil y de calidad quedará encuadrado en la categoría que le corresponda.
  4. Limpieza del contenido. Quizás se haya colado contenido erróneamente, y este es el momento de enviarlo a su categoría correcta o descartarlo directamente.
  5. Revisión. Se gestionaran en este apartado todos los posibles aspectos a mejorar. Tal vez encontremos una nueva palabra a incluir para descartar contenido, o nos demos cuenta que una palabra considerada positiva se utiliza a modo negativo en determinados momentos.

Para qué sirve el análisis de sentimiento

  • Gracias a este proceso se consigue obtener datos de calidad,
  • Se evita tener multitud de datos que carecen de valor para la toma de decisiones
  • Hacer también, tomar decisiones en tiempo real, como por ejemplo: para apaciguar una crisis de reputación online.
  • Gracias al análisis de sentimiento, se consigue desarrollar mejores estrategias empresariales.
  • Facilita la gestión de la reputación online y ayuda a saber qué acciones llevar a cabo en el plan estratégico de marketing online.

PORTADA ITELLIGENT INBOUND MARKETING

De una forma muy simple, se podría definir Inbound Marketing como un conjunto de técnicas de marketing digital, SEO, analítica web, etc. que te permitan captar clientes. A través de estas técnicas es sencillo alcanzar tu objetivo ya que su puesta en marcha es simple. La dificultad la encontramos en la creación de una estrategia adecuada para poner en práctica estas técnicas en sí, ya que la multitud de opciones existentes son muchas.

Otro aspecto a tener en cuenta, es que todos los pasos a seguir en dicha estrategia deben tener el sello de tu empresa, que el cliente lo identifique de forma clara y rápida tu marca.

Pasos básicos que debes añadir en tu estrategia de Inbound Marketing y cómo analizarlos:

ESTRATEGIA

1.Optimizar tu web para mejorar el SEO.

¿Qué decir del, tan importante, posicionamiento web? Si quieres que tus clientes sepan de ti, debes cuidar tu imagen y que Google aprecie la calidad de tu contenido para que así, te ofrezca entre sus usuarios. Si no queremos pagar para mejorar éste (SEM), deberemos seguir una serie de pautas. En este caso comentaremos las siguientes:

Objetivo. Establecer un objetivo claro y preciso, cualquier tipo de estrategia necesitará de él.

Web. Es indispensable que el contenido aquí sea de gran calidad ya que éste es clave para generar tráfico por toda la red. Por este motivo cobra importancia en el SEO incluir enlaces a diferentes páginas webs. El site web debe ser sencillo, con contenido atractivo y que la velocidad de navegación sea óptima.

En el caso de que tu web se centre en el comercio electrónico donde se comercialice cualquier producto o servicio, el proceso de compra debe ser muy automático y sencillo. No es momento de preguntar, si no de ofrecer todo tipo de comodidades. El diseño de la web añade hoy en día un aspecto diferente a años atrás, y es que hoy en día la web tiene que estar optimizada para la navegación desde los dispositivos móviles. Tenlo en cuenta, cada vez es mayor el tráfico generado desde ellos.

Blog. ¿Aún no tienes un blog en tu página? Deberías. Créalo y dótalo de buen contenido, sobre actualidad y sobre la actividad que realiza tu empresa.  Este medio es un buen modo de contactar con tus clientes y generar interacciones en tu página web sobre los temas publicados.  A través de él puedes mejorar tu imagen y empezar a construir tu reputación.

Vídeo. Incluir vídeos en tu página puede mejorar mucho tu posicionamiento, y consecuentemente tu rendimiento.  El cliente de hoy en día para la publicidad prefiere el vídeo a la imagen -Google lo sabe, por eso que premia este tipo de contenido-. Eso sí, el vídeo no debe ser excesivamente largo.

Mejora lo que ofreces y cómo lo ofreces. Esto no es nada nuevo, es algo lógico. Ofrece algo mejor que tu competencia (por ejemplo, un mejor precio), mejora sus condiciones (de envío estaría bien) y ofrece comodidades (rápida gestión de compra). De este modo alcanzarás tu objetivo y aumentarás el tráfico.

2. Presencia en diferentes redes sociales.

¿Dónde está mi target? Seguro que en la época que nos encontramos están presentes en todo tipo de redes sociales. Debido a ello, nuestra presencia y constante actividad es vital para nuestra promoción, comunicación con ellos y conocerlos mucho mejor. Busca cuales son las redes sociales más utilizadas y dales la importancia según el puesto que ocupen. Cuanto más utilizada sea una red social, mayor alcance y mayor opción de obtener un engagement óptimo si cuidamos nuestra actividad.

3. Enfoque de la estrategia.

  • Lo importante son los clientes, no la empresa. Debes buscar siempre la fidelización. Es difícil conseguir un cliente, por lo tanto no dejes que se escape.
  • Conocer a mis clientes, tener en cuenta sus opiniones. Este aspecto es clave a la hora de realizar un buen proceso de segmentación, importantísimo de cara a una mejora de la oferta y de la rentabilidad.
  • Buscar un aumento de colaboradores. Tal y cómo mencionamos antes, Google quiere generar tráfico de una página a otra, así que aparte de ofrecerlo, debes conseguir que otras páginas generen tráfico a la tuya. Entran aquí en juego también la contratación de diferentes influencers que promocionen tu marca en las diferentes redes sociales. Cuida a quién contratas, ya que los clientes identificarán tu marca con quien la promocione.
  • Lograr un incremento de suscriptores. La newsletter tiene cierta antigüedad, pero actualmente sigue teniendo gran importancia por su alcance. Este dato no parece que vaya a cambiar, ya que la utilización del e-mail está totalmente globalizada.

Busca un contenido atractivo, que logre que la persona que habrá el e-mail haga click y acceda a tu web. Si incrementas tu número de suscriptores, estarás aumentando tu alcance, y además estarás obteniendo una información muy valiosa sobre los clientes.

ANALÍTICA

  1. Ventas y consecución de objetivos.

Una correcta contabilización de ellos es básica para después poder obtener resultados, porcentajes u obtención de determinados índices que después analizaremos.

  1. Tráfico web.

Tienes que conocer todo el tráfico que genera tu web, y para ello debes saber quién te visita, de donde proceden y que hicieron durante su visita. Ten en cuenta también los inicios de sesión realizados, que páginas o apartados fueron los más visitados, cuantas páginas visitan de media y cuanto duran dichas visitas. Además de conseguir estos datos, vigila lo siguiente:

  • Visitas al blog. Indispensable para saber si el contenido que publicas es interesante y propicia interacciones con tu público.
  • E-mail marketing. ¿Cuántas personas han llegado a mi web a través de mis e-mails?
  • Enlaces entrantes. Lo comentamos anteriormente, debes saber cuántas personas llegan a tu web gracias a referencias.
  1. Engagement redes sociales.

Nos ayudará a medir el esfuerzo realizado en las diferentes redes sociales en las que hayamos decidido estar presentes. Estableceremos cual es nuestro alcance en cada red social, y en el caso de que nuestra presencia en alguna no sea óptima, a través de estos datos decidiremos si es preciso seguir o no en ella. Por tanto, aquí mediremos las impresiones (me gusta en Facebook), interacciones (comentarios recopilados), clicks (enlaces de acceso a nuestra página), etc. Adicionalmente, si analizamos los datos obtenidos, encontraremos que días y en qué momento del día es más propicio publicar para provocar actividad con nuestros usuarios.

  1. Suscriptores o leads.

Mide la evolución de éstos, te permitirá saber si el contenido que estas generando es atractivo para tu target. Una buena opción en este apartado es clasificar a tus leads según sus preferencias, y por ejemplo, de este modo crear diferentes listas para la newsletter.

  1. Índices de rendimiento.

Hay muchos indicadores de rendimiento muy útiles para la medición de un objetivo. En este caso, vamos a mencionar tres de ellos:

  • ROI. Índice sobre el retorno de la inversión, mide el beneficio exacto de cada producto, el coste que ha requerido. Es importante obtenerlo ya que de él podríamos deducir si debemos dejar de utilizar una determinada técnica publicitaria, por ejemplo. El ROI también te ayudará saber qué producto da una mejor rentabilidad.
  • Coste por adquisición (CPA). ¿Cuánto me ha costado cada unidad vendida?
  • Conversión. Es el objetivo final. Es un porcentaje del total de usuarios que compran o realizan la acción que deseemos que hagan y han recorrido todo el proceso, desde mostrar interés hasta realizar la acción final, es decir, han pasado por el conocido funnel sales.

Todos estos datos te permitirán obtener un control total sobre tus propios intereses y sobre los usuarios. Saber si vas en la dirección correcta o necesitas utilizar medidas correctoras en el caso de no conseguir tu objetivo.

En una publicación anterior en Nuestro Blog, escribíamos las diversas fases que existen en la gestión de la reputación online. Tras la fase de monitorización en la que rastreábamos en Internet en busca de qué se dice, quién lo dice, dónde, cuándo y cómo lo dice sobre nuestra marca, producto o servicio,  se procedía, en una segunda fase, a la elaboración de un informe de reputación online con los datos obtenidos en la escucha activa.

Para llevar a cabo la monitorización era necesario el uso de herramientas o plataformas especializadas para ello. Podrían ser tanto herramientas gratuitas como de pago. Según el tipo de plataforma hayamos elegido, esta fase de elaborar el informe nos resultará una tarea más fácil o más compleja según las limitaciones que posea las herramientas elegida para la monitorización. Como ejemplo de herramienta de escucha activa, en ITELLIGENT tenemos la plataforma Netopinion, cuyas ventajas son múltiples a la hora de gestionar la reputación online de una marca, producto o servicio.

El objetivo de este informe de reputación online es analizar la información recopilada en la fase anterior (monitorización) de forma cuantitativa y cualitativa. Es decir, debemos crear un documento en el que recojamos tanto los datos obtenidos en la escucha como el análisis de los datos procedente de las diferentes redes sociales.

La finalidad de este tipo de informe es exponer las principales ideas y sentimientos que los usuarios de la red Internet tienen de nuestra marca, producto o servicio.  Cabe destacar que para la elaboración de este informe de reputación online debemos tener en cuenta en todo momento el objetivo por el cual se quiere realizar una monitorización de una determinada marca, producto y servicio. En base a estas pautas, decidiremos qué información debe ir incluida en el documento y cual no. En otras palabra, de todos estos datos recopilados, valoraremos qué, quién, dónde y cómo (opiniones de los usuarios-medios) para poder filtrar lo más relevante de lo que no lo es.

Análisis de sentimiento

¿Cómo estructurar un informe de Reputación Online?

No existe un informe de reputación online “tipo” ni ninguna normativa en la que basarnos  para redactar un documento de estas características. Por norma general, el método y las pautas para la exposición de los datos vendrán regidos según el objetivo marcado para la monitorización como citábamos anteriormente. Por este motivo, tan solo os ofreceremos algunas recomendaciones sobre cómo redactar un informe de reputación online según nuestra experiencia con algunos de nuestros clientes:

Introducción. En este apartado es recomendable exponer un breve resumen sobre la información básica de la monitorización:

  • Ámbito de escucha: qué se ha monitorizado, si una marca o varias, si un producto o un servicio.
  • Periodicidad de la escucha: cuánto ha durado la monitorización, en qué fechas o número de días se ha realizado la escucha.
  • Contenido del informe: cuáles son los objetivos por lo que se ha llevado a cabo la monitorización, qué métricas vamos a exponer, qué redes sociales se incluyen, etc.

Resumen Ejecutivo. Exponer los datos cuantitativos totales recopilados y un breve resumen del contenido expuesto en el informe, incluyendo datos cualitativos significativos.

Conversación General. Responder a las cuestiones de cuándo, cuánto, dónde, quién y qué se dice. Es decir, diversos apartados tales como: volumen de la conversación, canales, ranking de usuarios, temáticas relevantes, etc. Es recomendable que en el análisis de contenido se extraiga una muestra de comentarios a modo de ejemplo. En éstos, se debería incluir: fecha, usuario, canal y el comentario textual donde se menciona a la marca y el tema que aborda. De esta forma, apoyamos y damos credibilidad a los datos cuantitativos con la información cualitativa (contenido) de los mismos.

Reputación online. Exponer la valoración general del sector, marca, producto, etc. según los comentarios positivos, negativos o neutros que se hayan producido. Este apartado se centra en el análisis del sentimiento: se expondrá qué comentarios elogian a nuestra marca, producto o servicio así como qué comentarios la critican.  Además, se debe incluir en qué canales se habla mejor/peor y quienes son los hater/lovers de nuestra marca o producto.

Al igual que en el apartado anterior, en este epígrafe es conveniente exponer una muestra a modo de ejemplo de cada tipo de valoración hacia la marca/producto/servicio.

Por otro lado, en el caso de que se haya detectado una crisis de reputación, en este apartado es dónde debemos exponer qué ha sucedido con este hecho. Es decir, exponer dónde se produce la crisis, por qué se ha producido, qué usuarios son los que han participado en la crisis, etc. Otra opción, según la dimensión de la crisis, es conveniente exponer toda esta información en un epígrafe a parte donde se detalle todo.

Tipos de informes en Marketing Digital.

Según el ámbito de escucha:

  • Informe sobre una o varias marcas
  • Informe sobre uno o varios productos/servicios
  • Informe en relación a un evento, una campaña publicitaria, promocional o de hashtags.
  • Informe en relación a un figura pública o personas en concreto (Branding personal)
  • Informe en relación a un acontecimiento no planificado.
  • Informe sobre una crisis reputacional.

Según su periodicidad:

Según el contenido:

  • Pulso en redes sociales: solo cuentas en redes sociales (@usuario)
  • Conversación general: presencia de la marca, producto o servicio en Internet sin tener en cuenta el análisis del sentimiento.
  • Reputación online: conversación de marca y análisis de sentimiento, tal como hemos expuesto en este post.
  • Otros, según objetivos marcados en el plan de marketing digital